domingo, abril 28, 2013

PRIMERO DE MAYO: UN DÍA DE REBELIÓN, NO DE DESCANSO!





Cuando quieran sacarnos en ridícula y teatral procesión, cuando quieran obligarnos a pedir lo que os pertenece, enviad a paseo a esos fantoches que quieren figurar a la cabeza de las masas para darse tonos de jefes, de futuros diputados, de venideros ministros, y decidle que la clase obrera no necesita de nada de eso para imponerse y triunfar. Ricardo Mella

La RED DE LUCHA CONTRA EL HAMBRE Y LA MISERIA saluda a todas las expresiones colectivas y a las personas que rompen su rutina para acompañarse en el primero de mayo. Esta fecha es significativa para los trabajadores así como para todos aquellos que no son beneficiados por las condiciones de vida dignas que se han venido desarrollando por la humanidad en los últimos 100 años.

Es importante porque el 1 de mayo es una fecha construida históricamente como encuentro en la calle de todas las reivindicaciones sociales que han sido negadas sistemáticamente por los gobiernos de turno. Porque trágicamente las reivindicaciones sociales se mantienen vivas a lo largo de los más de 100 años de historia de esta representativa fecha.

Los obreros de Chicago que se fueron a la huelga en 1886 reclamaban tener 8 horas de trabajo, 8 horas de descanso y 8 horas de recreación; hoy llevamos el trabajo a casa en carpetas o en computadoras, lo que extiende la jornada laboral mucho más allá de las supuestas “8 Horas” que dicen en muchos contratos.

Porque nos quieren hacer creer que las condiciones de vida y trabajo han cambiado… no mucho….hoy como ayer la gente se muere en las puertas de los hospitales porque no tienen dinero para pagar su salud. Hoy como ayer a las mujeres se les paga menos que a los hombres en sus trabajos. Hoy como ayer muchos niños tienen que trabajar para poder comer.

El 1 de mayo en el Tolima debe cargarse de: vida, defenderla de la explotación minera a gran escala por parte de empresas nacionales y extranjeras en todo el territorio tolimense. Alimentarse, con la variedad de nuestras comidas y el exquisito sabor de nuestros productos que nos proveen nuestros campesinos desde todos los terrenos y climas que poseemos, porque somos un departamento orgullosa y musicalmente agricultor. Beber de nuestros ríos y quebradas que están siendo secadas por EMGESA en el sur del departamento para nutrir unas hidroeléctricas que ni siquiera darán energía eléctrica al departamento, dejando a los campesinos sin con que regar sus cultivos.

Por todo esto, recordando un documento, como este, de 1885:

¡UN DÍA DE REBELIÓN, NO DE DESCANSO!