domingo, mayo 25, 2014

AQUÍ ESTAMOS TÚ Y YO PARA REDEFINIR EL RUMBO AMBIENTAL DE LA REGIÓN Y EL PAÍS


  |Por Salmón Urbano|

No te desanimes. La política no tiene primera ni segunda vuelta. La política es más que un proceso electoral con 4 o 8 años de caducidad. No importa si el puntero del reloj marca el turno del otro buitre que desangrará al país. Al fin y al cabo, diría Galeano, somos lo que hacemos para cambiar lo que somos. No hay puertas, no hay ventanas, no hay llaves maestras, pero tampoco salvadores supremos: Somos nuestra propia redención. La política no puede desvanecerse en una contienda electoral con miras a elegir el verdugo que administrará a Colombia. Ni Uribe, Ni Santos, Ni Zuluaga, ni ningún otro ecocida, nos van a definir el rumbo ambiental del Tolima. La política –si tú quieres– también surge desde abajo, nace en las mentes y corazones de los ciudadanos comunes y silvestres. Si nuestro objetivo es defender la vida y el agua de las presentes y futuras generaciones, si lo queremos es hacer temblar los rieles de las locomotoras minero-energéticas del presente gobierno y los que vengan, el ejercicio de poder ciudadano debe expresarse en la movilización y organización de la otra política, la de los invisibilidades y ninguneados, la del movimiento socio-ambiental del Tolima y Colombia. Si queremos demostrar que otra visión de desarrollo y progreso es posible, nuestra opción seguirá siendo defender la vitalidad de la madre tierra y luchar por la dignidad y florecimiento del movimiento socio ambiental. Nuestro deber es seguir atizando -tercamente quizás- la frágil e intermitente llama de la acción colectiva, cuyo cetro ceremonial no está en las manos de las élites del poder en Colombia, sino en la posibilidad de movilizar a los espíritus con sensibilidad social y ambiental en defensa de la sangre vital de la naturaleza, el agua, y por la participación ciudadana en los asuntos del medio ambiente, la salud pública y la autonomía alimentaria.

En las calles nos vemos.