miércoles, marzo 18, 2015

ELN dispuesto a dialogar con Bogotá para pactar acuerdo de paz



|Resumen Latinoamericano/ 16/03/2015|

El grupo guerrillero colombiano Ejército de Liberación Nacional (ELN) asegura estar dispuesto a reanudar el diálogo con el Gobierno e indica que solo falta por definir un punto de la agenda de las negociaciones.

En la mesa se ha avanzado en la confección de una agenda, que aún no se ha concluido, falta sólo un punto y se trabaja por delimitarlo con claridad, para que sea con base en acuerdos y no con presiones o imposiciones.

En un comunicado publicado el domingo en su página Web, la guerrilla reiteró su disposición a dialogar “sobre cualquier tema para llegar a acuerdos”, siempre y cuando que el “Gobierno esté dispuesto a hacer lo mismo”.

En esta línea, enfatizó que ya “existe unidad interna” y un “mayor consenso y un acuerdo político sólido” en el seno del grupo armado para iniciar un proceso de paz.

En el texto, la segunda guerrilla de Colombia explicó que los acuerdos sobre cada punto se harán en la fase pública en la fase actual (secreta) no habrá preacuerdos, sólo delimitación de temas para conversar y pactar en la siguiente fase.

“En la mesa se ha avanzado en la confección de una agenda, que aún no se ha concluido, falta sólo un punto y se trabaja por delimitarlo con claridad, para que sea con base en acuerdos y no con presiones o imposiciones”, adelantó.

El ELN y el Gobierno del presidente Juan Manuel Santos abrieron una serie de diálogos en enero de 2014 y en junio del mismo año anunciaron que en las negociaciones debatirían los temas de “víctimas” y la “participación de la sociedad”, mientras que los otros puntos estaban por definir.

Según declaraciones del jefe militar del ELN, Eliécer Erlinto Chamorro Acosta, alias “Antonio García” al rotativo argentino El Tiempo el pasado mes de enero, la agenda de negociaciones incluye seis puntos.

Los puntos son: “participación de la sociedad”, “democracia para la paz”, “víctimas” e “implementación del acuerdo y refrendación de los mismos”, sobre los que ya habían llegado a un acuerdo, mientras que los puntos pendientes en aquel momento eran “transformaciones necesarias para la paz” y “fin del conflicto armado”.

Pese a los diálogos, el dignatario colombiano, en respuesta al aumento de las actividades del ELN, instruyó el pasado día 10 al Ejército una intensificación de los operativos contra las posiciones de la guerrilla.