sábado, agosto 15, 2015

SUR DEL TOLIMA LUGAR DE DESPOJO Y VIOLACIONES A LOS DERECHOS HUMANOS POR PARTE DEL GOBIERNO Y FUERZAS MILITARES




DENUNCIA PÚBLICA

La corporación SEMILLA y MEMORIA, organización no gubernamental de derechos humanos miembro de la coalición LARGA VIDA A LAS MARIPOSAS, y  de la COMISION DE DERECHOS HUMANOS del MOVIMIENTO POLITICO Y SOCIAL – MARCHA PATRIOTICA, denuncia ante la comunidad nacional e internacional y organizaciones sociales y defensoras de los Derechos Humanos, los atropellos del que vienen siendo  víctimas los pobladores del casco urbano del municipio de PLANADAS; del corregimiento de BILBAO, en el mismo Municipio; así como del corregimiento La HERRERA en el municipio de Ríoblanco  departamento del Tolima. Atropellos que parten de la presencia militar permanente, y el control mediante bases militares en medio de la población civil que de facto constituye una flagrante infracción a los mínimos principios de los Derechos Humanos y del Derecho Internacional Humanitario.

MUNICIPIO DE PLANADAS

Mediante una misión de verificación realizada por la Comisión Departamental de Derechos Humanos del Movimiento Político y Social MARCHA PATRIOTICA, observamos con gran preocupación y un inmenso contrasentido, que en medio del proceso de PAZ que adelantan el Gobierno Nacional y las FARC-EP, en La Habana-Cuba; se mantenga la presencia militar permanente y las estigmatizaciones por parte de las Instituciones castrenses sobre la población campesina convirtiéndose ello, en uno de los más grandes problemas que afecta a las comunidades de esta olvidada y martirizada Región.

HECHOS

A través de los medios Oficiales y masivos de comunicación, los colombianos fuimos informados de la extensión de dominio (invasión)  proferida por parte de la Fiscalía General de la Nación; de 22 viviendas en el municipio de Planadas, bajo el manido argumento de que dichas viviendas fueron entregadas, hace más de diez años, por parte de las FARC-EP a comunidades campesinas. Estas viviendas hacen parte del popular barrio “SIMON BOLIVAR”. Barrio que se encuentra literalmente ocupado por miembros del Ejército Nacional. En medio de este Barrio opera una pista aérea, que en otras épocas pertenecía a la comunidad y estaba al servicio de la población civil, pero que hoy, por obra y gracia del denominado Plan de Consolidación implementado por el Gobierno Nacional, fue usurpada y es utilizada exclusivamente para operaciones de orden militar; lo cual resulta preocupante toda vez que no sólo fue expropiada a la población civil, sino que por estar en medio de ella representa un inmenso peligro para esta; lo que de hecho configura una infracción al Derecho Internacional Humanitario, violatorio de los Protocolos Adicionales de los Convenios de Ginebra en lo atinente a la protección de la población civil, como personas protegida por el derecho internacional humanitario.  A lo anterior se le suma que los habitantes de este barrio están siendo hostigados permanentemente por miembros del Ejército Nacional, los cuales en muchas ocasiones los han señalados como guerrilleros y auspiciadores de grupos armados al margen de la ley. Además los miembros del Ejército patrullan permanentemente por las calles del pueblo y catean las casas de los habitantes, lo cual genera zozobra  y temor en la población.

La fuerte militarización que hoy en día viven los habitantes de Planadas ha provocado  de forma sistemática violaciones a los derechos humanos  y el Derecho Internacional Humanitario.

AEROPUERTO MILITAR DE PLANADAS EN MEDIO DEL BARRIO SIMON BOLIVAR

El barrio Simón Bolívar se encuentra ubicado a menos de 10 metros de la pista del aeropuerto militar,  el cual colinda con dos barrios más, lo cual significa una acción ilegitima y desproporcionada de acuerdo a los instrumentos internacionales que buscan causar el menor sufrimiento a la población civil en medio del conflicto.

La tragedia del despojo por parte del gobierno se agrava más al tener que soportar la tensión permanente de tener que compartir su barrio al lado de miembros de fuerzas militares pues esto los coloca en medio del conflicto.

BASE MILITAR EN CORREGIMIEINTO DE BILBAO

En el casco urbano de corregimiento de BILBAO opera otra base militar en medio de la población civil, en este corregimiento los habitantes viven a diario la presencia militar, normalmente los habitantes tienen que soportar fuertes requisas para entrar y salir de la población, lo cual ha generado un temor generalizado en los habitantes pues en esta zona operan miembros de las FUERZAS ARMADAS REVOLUCIONARIAS DE COLOMBIA -FARC EP.

MUNIPIO DE RIOBLANCO – CORREGIMIENTO LA HERRERA

En el corregimiento La Herrera, miembros del ejército instalaron un retén militar permanente, lo cual ha afectado desde hace tiempo la tranquilidad en la región y sus habitantes, resultado de estos puestos militares son estigmatizados y señalados los campesinos a quienes el ejército señala de ser auxiliadores de la guerrilla.

A raíz de la fuerte presencia militar muchos campesinos han sido judicializados bajo supuestas colaboraciones con miembros de la guerrilla, afectando con esto la tranquilidad en la población.

EXIGIMOS

Al Ejército nacional el respeto de los protocolos I y II Adicional a los Protocolos de Ginebra, en lo referido a la protección de bienes civiles de la población civil, ordenando a sus hombres desocupar los predios que por razón de fe y respeto colectivo, son protegibles por el DIH y hoy están siendo ocupados, en tal sentido solicitamos el retiro de los militares de los lugares donde habite la población civil.

Al presidente JUAN MANUEL SANTOS mostrar gestos de paz, cesando la militarización de regiones agrarias del territorio nacional y consecuente con esto, ordene el retiro de las tropas de los predios civiles del casco urbano del municipio de Planadas y de los corregimientos de Bilbao y La Herrera. De la misma forma solicitamos les sean devueltas las casas incautadas a los habitantes del barrio “Simón Bolívar”, en estas casas habitan familias enteras con hijos menores, el despojo no es la mejor forma de avanzar hacia la paz y por el contrario prolonga el conflicto social que viven las regiones.

 Al Defensor Nacional del Pueblo Dr. JORGE ARMANDO OTÁLORA mediar para que cese esta infracción al DIH, en defensa de los derechos de la población civil a que están expuestos los habitantes del sur del Tolima, en esta ocasión los municipios de Planadas y Ríoblanco.

A la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos OACNUDH, incluir en su informe anual nota de este hecho que consideramos infringe el DIH.

A la Consejería Presidencial para los DDHH, interceder para que cese esta acción violatoria de los derechos humanos, en momentos en que en la Habana se firmó el desescalonamiento del conflicto y se ha inició un nuevo Cese al Fuego Unilateral de las FARC-EP, que no justifica tal despliegue de fuerzas militares.

Al Frente Amplio Por la Paz, correspondiente con el  destacado papel que han venido cumpliendo en la verificación de los ceses unilaterales al fuego de parte de la guerrilla de las FARC EP, que de continuar esta ocupación y afectación a los civiles,  coordinar una visita humanitaria y de verificación a la zona, en mención para que sean testigos de la situación en que vive la población.

CORPORACION SEMILLA Y MEMORIA
COMISIÓN DE DERECHOS HUMANOS  DE LA ASOCIACION DE TRABAJADORES CAMPESINOS DEL TOLIMA (ASTRACATOL)
COMISION DERECHOS HUMANOS – MARCHA PATRIOTICA TOLIMA