miércoles, abril 27, 2016

Cámara de Representantes aprueba proyecto de ley que reduce el aporte de los pensionados en salud del 12 al 4%



Con 102 votos fue aprobado en plenaria de la Cámara de Representantes en segundo debate el proyecto de Ley 008 de 2015, por medio de la cual se reduce el aporte de los pensionados al sistema de seguridad social en salud, del 12% al 4%, después de cerca de un año desde su radicación.

Esta es la segunda estación del proyecto de Ley 008 de 2015, le restarían 2 en Senado y la correspondiente sanción presidencial para convertirse en Ley de la República. El deseo de sus autores, como el de la población pensionada del país, es que avance y no se hunda como iniciativas anteriores, por falta de trámite en el Congreso.

La iniciativa legal, autoría de congresistas del Polo Democrático Alternativo, el partido MIRA y el partido Alianza Verde, pretende modificar la Ley 100 de 1993, y disminuir este aporte de los pensionados, lo cual para sus autores y ponentes es un acto de justicia distributiva: “no es justo que los pensionados después de contribuir como trabajadores durante 25 o 30 años, y hayan alcanzado difícilmente la pensión, tengan luego que pagar por empleador y trabajador sin ser ninguna de las dos categorías sociales, sino una persona mayor de edad y sujeto de especial protección”, afirmó el congresista Alirio Uribe Muñoz, representante a la Cámara por Bogotá.

El proyecto beneficiaría a por lo menos 2 millones de personas que tienen derecho a una pensión en Colombia, siendo en su gran mayoría de escasos recursos, pues como lo afirma el mismo representante Uribe Muñoz “De acuerdo con información oficial, el 80% de los pensionados del país perciben una pensión equivalente a un salario mínimo, y solo un 5% del total de jubilados recibe mesadas superiores a 4 salarios mínimos legales”.

Esta es una reforma legal, que el propio presidente Juan Manuel Santos avaló en su candidatura a la reelección, sin embargo, ha recibido conceptos contradictorios del Ministerio de Hacienda y Crédito Público, afirmando que su costo (cercano a los 3 billones de pesos) se sale de las cuentas del gobierno nacional, y que no existiría forma de llenar ese vacío presupuestal.

Al respecto, el mismo representante Uribe Muñoz afirma que el proyecto incluyó en su sustento fuentes alternativas para financiar este faltante en el sistema de salud, como la eliminación de beneficios tributarios a grandes empresarios o la reducción del presupuesto militar. “Estamos pensando en construir paz en Colombia, y eso se logra dando bienestar a la gente, en este caso es intentando mejorar el ingreso disponible de nuestros adultos mayores. Esta y otras políticas, se pueden financiar incluso sin reformas tributarias; hemos expuesto opciones, y cada vez surgen más alternativas, como cobrar a los evasores que tienen rentas en paraísos fiscales, por ejemplo. ¿Se imagina usted cuánta plata podría tener el fisco colombiano si el listado de “Panamá Papers” pagara lo que corresponde?”, aseveró el representante del Polo.