viernes, junio 24, 2016

Colombia: Acuerdo Histórico para un país verde y una paz oscura

Radio Salmón y Radicales Libres comparten el programa Reporte Colombia, emisión del viernes 25 de junio de 2016, denominado "Colombia: El país verde, la paz oscura". Para escuchar el programa radial: AQUí


Por: Colectivo “Radicales Libres de Colombia”

Nuestro “reporte Colombia” de hoy, quiere rendir también un homenaje a las víctimas de los asesinos del Gobierno de Enrique Peña Nieto, como respuesta a las heroicas luchas de los maestros y pueblo de México en contra de medidas antipopulares que afectan la educación. El pasado 20 de junio el ejército zapatista de liberación nacional, daba a conocer una proclama ante el pueblo de México y de los pueblos del mundo en el que entre otras decía: “Frente el cobarde ataque represivo que sufrieron los maestros, maestras y la comunidad en Nochixtlán, Oaxaca, -con que el Estado Mexicano nos recuerda que esto es una guerra contra todos y todas-; los pueblos, naciones y tribus que integramos el Congreso Nacional Indígena y el Ejército Zapatista de Liberación Nacional, le decimos al magisterio digno que no está solo, que sabemos que la razón y la verdad están de su lado, que la dignidad colectiva con la que habla su resistencia es inquebrantable y ésa es la principal arma de los que de abajo somos”. De otro lado, el mundo asistíamos estupefactos y casi que impotentes, a ver desencadenar toda una escalada represiva con la que el gobierno de Peña Nieto, pretende imponer en todo México la reforma neoliberal capitalista a la que llaman “educativa”, principalmente en los estados de Oaxaca, Chiapas, Guerrero y Michoacán.

El pasado 22 de junio, el portal rebelión publicaba una nota de Tele sur, en la que se solicita la intervención de observadores internacionales y se informa de al menos 13 muertos, 25 desaparecidos y decenas de heridos, luego del brutal desalojo de maestros en el sureño estado mexicano de Oaxaca, por parte de la policía, señalando que así lo informó la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE). Agrega la nota que ¡Daniela González López, del Observatorio de Derechos Humanos de los Pueblos capítulo Oaxaca, desmintió las versiones que maneja el Gobierno y destacó que hoy más que nunca los maestros y el pueblo están unidos en defensa de la educación pública. En entrevista con teleSUR, Daniela condenó la represión y advirtió que lo ocurrido en Oaxaca atenta contra los derechos fundamentales de la población y del magisterio. También denunció que durante el desalojo había integrantes de la policía preventiva vestidos de civil y francotiradores efectuando disparos. Solicitó además la intervención de organismos de Derechos Humanos, de las Naciones Unidas y de observadores internacionales para que recaben información sobre las violaciones que se están sufriendo y hagan un monitoreo para la defensa de los DD.HH.

Mientras la grave situación que vive el hermano pueblo de México, concita la atención y la solidaridad de los pueblos del mundo, para repudiar y condenar al Gobierno Mexicano como genocida y asesino, en lo que se podría considerar como la agudización de la lucha de clases y en la que esta misma confrontación de clase, nos anuncia que en Francia, los sindicatos denuncian una estrategia de criminalización de las protestas por parte del Gobierno, que amenaza con prohibir las manifestaciones contra la reforma laboral y que la temperatura social continúa en aumento; lucha de clases expresada contra los tarifazos en la Argentina, las pretensiones de la derecha en Venezuela por recuperar el poder, y otras tantas formas visibles e invisibles que la confrontación de clase, sabe adquirir, especialmente en cuanto a la aplicación del modelo económico capitalista . A los pueblos, aquí o acullá, solo le queda la organización, la unidad y la lucha, como arma de defensa.

En Colombia, por su parte, se continúa hablando de paz y ya se anuncia relacionado con los diálogos que se adelantan en la Habana entre Gobierno e insurgencia de las FARC un acuerdo sobre cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo, anunciado a través del comunicado conjunto No 75, llamado también el último día de la guerra, bien visto por una buena parte de los colombianos, por otros vista de manera crítica o con cuidado  y confrontada por otra, que encabezada por el Expresidente Uribe, recoge firmas en lo que han dado en llamar la resistencia civil, mientras que desde el Gobierno se continua aplicando a rajatabla toda suerte de medidas, económicas, políticas y de control ciudadano que afecta a las grandes mayorías empobrecidas del país.

Para el sociólogo y analista Alfredo Molano Bravo, refiriéndose al acuerdo que estaría por firmarse el 23 de junio en la Habana, entre FARC y Gobierno, “hay unas condiciones que debe tener ese cese bilateral para que funcione de manera eficaz y concuerde con lo que se espera”. Añade Molano que “estas serían sitios  específicos en las que se concentren los integrantes de la guerrilla de las FARC en zonas del país que estén cerca de los sitios de operación de los diferentes frentes para facilitar la movilidad de las personas. Estas zonas deberán estar alejadas de las zonas de conflicto con el ELN y del riesgo del paramilitarismo para garantizar la seguridad de los miembros de las FARC. (Así explican las zonas de campamento los integrantes de las FARC) (http://www.contagioradio.com/las-claves-del-cese-bilateral-entre-el-gobierno-y-las-farc-articulo-25580/)

Y a propósito de diálogos de paz, el pasado 20 de junio, cuando ingresaba al país procedente de España, fue detenido en el aeropuerto el dorado de Bogotá por autoridades de inmigración, el exguerrillero del ELN, Carlos Arturo Velandia Jagua, quien ha jugado un importante papel como mediador en los diálogos con la insurgencia del ELN. El hecho ha sido considerado como una provocación frente al proceso de paz. A Velandia se le sindica de hechos ocurridos el 17 de septiembre del 2000 cuando integrantes del ELN se llevaron 70 personas que se encontraban en un restaurante en el kilómetro 18, en la vía que comunica Cali con Buenaventura, pese a que Velandia se hallaba detenido desde el año 1994, pagando una pena de diez años. escucharemos un aparte de la entrevista realizada por contagio radio al abogado franklin Castañeda del comité de presos políticos. (http://www.contagioradio.com/proceso-contra-carlos-velandia-entra-en-etapa-de-juicio-afectando-su-derecho-a-la-defensa-articulo-25555/)

Pasando a otros campos, nuestro reportero Carlos Castaño, entrevisto al señor Luis Abrahán Gutiérrez, de la población de Caqueza en el Departamento de Cundinamarca, quien asistió al centro agroecológico el bosque en la ciudad de Bogotá, para compartir sus conocimientos de cultivos limpios, ante decenas de jóvenes, hombres y mujeres, provenientes de universidades, que ven en estas actividades una manera de confrontar el modelo que pretende arrasar desde la semilla, los cultivos y el agua, para imponer nuevos modelos de agricultura en la que buscan tener el control absoluto, multinacionales de todo pelaje. Otra manera de cómo se expresa la lucha de clases en cualquier parte del mundo. Otra manera más, de cómo la lucha de clases continua manifestándose por doquier.

En Colombia, la paz territorial que propone el gobierno no es más que un discurso mediático con miras a generar un imaginario que oculte la verdad de lo que se ha venido construyendo y que se mantendrá contra viento y marea: consolidar el modelo económico agroexportador y extractivista, definir los territorios como fuente de acumulación de riquezas e integrar los territorios a una idea de Nación definida por las clases dominantes, señala Diego Pérez Guzmán en su artículo aparecido en el portal “el salmón urbano” y titulado ¿Cuál paz territorial? (http://elsalmonurbano.blogspot.com.co/2016/06/colombia-cual-paz-territorial.htmlb)

Agrega Diego Pérez Guzmán en su artículo que desde las épocas del Plan Nacional de Rehabilitación (PNR), los distintos gobiernos impulsaron estrategias para “llevar el Estado a las regiones”, haciéndonos creer que se trataba de políticas para superar las brechas históricas, transformar los factores estructurales que originaron el conflicto e incluir a los excluidos de siempre. Así, el Plan Nacional de Rehabilitación posicionó el eslogan de la participación comunitaria; el gobierno de la seguridad democrática se montó en la idea del Estado Comunitario y saturó de fuerza pública el territorio; el plan consolidación vendió la idea de derrotar militarmente a la insurgencia, facilitar los procesos de despojo, acumulación de la tierra, Tratados de Libre Comercio y presencia de multinacionales; y ahora, la paz territorial se propone como estrategia para la construcción diferenciada del Estado. ¿Desde las comunidades como se ve la paz? Es la pregunta del millón.

Dos conclusiones podemos sacar de estas estrategias: no transformaron ninguno de los factores estructurales del conflicto, al contrario, crearon mejores condiciones para el desarrollo del modelo económico y la continuidad del tipo de Estado definido por las élites políticas; además contribuyeron a la fragmentación territorial y a desinstitucionalizar el Estado en lo local, es otro de los agregados del artículo de Diego Pérez Guzmán. Quedan girando entonces dos preguntas. ¿Será entonces que este proceso de paz con las insurgencias colombianas, efectivamente aclimatará la situación de guerra que vivimos de tiempo atrás? ¿Cuándo el gobierno colombiano continúa aplicando sus antipopulares políticas, acaso está mostrando voluntad de paz? (http://elsalmonurbano.blogspot.com.co/2016/06/paz-colombia-falta-lo-importante.html)

AQUÍ EL ENLACE DE ESTE PROGRAMA PARA QUE SEA ESCUCHADO Y/O DESCARGADO.


Esto y más podrán ustedes escuchar en “reporte Colombia”, un programa de Radio Salmon y Radicales Libres.