viernes, julio 08, 2016

Luz Mery, el símbolo de la lucha y la resistencia de los trabajadores de la ETB

Su condición de salud, finalmente obligó a Luz Mery Soto a dejar la huelga de hambre que resistió durante una larga semana. Su espíritu no se rinde en su lucha contra las imposiciones arbitrarias de la administración Peñalosa.
 
Desde enero de este año, cuando Peñalosa toma control de la empresa, vienen los despidos escalonados en la ETB. En total son 80 hasta el 23 de junio. Solo ese día, despidieron a 30 trabajadores más.

Estas cifras demuestran con creces la posición antisindical y la persecución por parte de la administración distrital actual, representada en la dirección de la empresa. Casualmente los despidos de ese jueves, cuando el gobierno nacional dio la noticia del acuerdo al cese bilateral en La Habana, son una clara retaliación de Peñalosa a la lucha de los trabajadores contra la venta de la empresa.

También ese día, cuatro trabajadores, tres mujeres y un hombre, deciden abocarse a una protesta encadenándose a sus puestos de trabajo y declarándose en huelga de hambre.

La administración en su momento quiso reunirse con el sindicato y llegar a una solución para reversar su medida. Pero no lo hizo, optó por una posición terca. El lunes, Claudia desistió a la protesta porque su condición de salud se vio afectada, además que es madre de una menor de edad. El martes, Fernando y Pilar se vieron obligados a desistir también por problemas de salud.

El viernes a las 3 de la tarde, la heroica resistencia de Luz Mery Soto cedió. Abandonó su protesta, debido a problemas de salud y principios de taquicardia. Precisamente, venía de una incapacidad por un infarto. Los médicos le sugirieron declinar porque las fuerzas, sus riñones y su corazón se veían comprometidos. Salió de urgencias de las instalaciones de la ETB a la Clínica Mederi.

William Sierra, presidente de Sintrateléfonos, resaltó esta ejemplar perseverancia. “Esta compañera es un símbolo de lucha, de protesta, de resistencia, que debemos tener todos los trabajadores en Colombia. Dejemos el ordenamiento y vayamos a la protesta unidos para lograr derrotar las políticas de estos gobiernos neoliberales. Este es el ejemplo que ella nos dejó. Ahora todos debemos ser Luz Mery”.