domingo, diciembre 18, 2016

Salario máximo o salario mínimo



|Por: Jaime Arevalo Galindo|

Para hacer una propuesta de la regulación del SALARIO MÁXIMO, basado en el concepto de SALARIO MÍNIMO; partimos del marco jurídico propuesto en la Constitución de 1991, conocido como estado social de derecho, que enmarca todas las determinaciones económicas, sociales, políticas del país.

Con base en lo anterior, debemos construir todas las relaciones para este estado post acuerdo, con el propósito de no repetir las circunstancias materiales que nos llevaron a un conflicto de más 50 años.

Esta propuesta se desarrolla, con base en los principios de prevalencia del interés general sobre el particular, solidaridad, protección de la riqueza nacional, la dignidad humana, y participación ciudadana.

El interés general como principio político y jurídico que prevalece en la interpretación de los derechos, y promueve la prosperidad general, facilitando la participación de todos los colombianos en las decisiones que afectan la vida económica, política administrativa y cultural de la nación, asegurando la convivencia pacífica y la vigencia de un orden social justo.

El principio de solidaridad como ingrediente social esencial, para la convivencia de todos los ciudadanos, y como deber en cabeza del Estado, inherente con su constitución, como pauta de comportamiento, como criterio de interpretación en el análisis de las acciones y omisiones del Estado, pero, principalmente como elemento que mueva la actividad legislativa.

La función normativa tiene como objeto concreto la protección de la dignidad humana, coadyuvando a darle al ciudadano condiciones de vida dignas cualificadas.

El principio de participación ciudadana, entendido como un sistema para la toma de decisiones del constituyente delegado, y la ciudadanización del hombre en la incidencia permanente en los procesos decisorios que incidan significativamente en el rumbo de la vida democrática del país.

Por último, como finalidad propia del Estado de derecho está la de servir a la comunidad, promover la prosperidad general, garantizar la efectividad de los derechos y deberes consagrados en la constitución, facilitar la participación con fundamento en el principio de equidad.

Existe una brecha salarial entre los ciudadanos colombianos y los entes administrativos del Estado, trayendo esto consigo, una discriminación, una inequidad y por ende un factor de descontento social, que conlleva a la ilegitimidad institucional.

El salario de los congresistas es de $ 27.929.064.00 pesos, con tres primas, plan de telefonía móvil, vehículo blindado, y mega pensiones.

En estudio de our generation se establece que la relación de la remuneración de los congresistas respecto de los ingresos de la población es de 3.4 en Estados Unidos; 2.8 en Alemania; 2.0 en Francia; 1.4 en Noruega; en Colombia la relación es de 17.

En Colombia el 84% de los trabajadores ganan menos de dos salarios mínimos, y 49% menos de un salario mínimo.

Estos análisis, nos hacen proponer para la materialización del estado social de derecho la justicia y la equidad, que se regule el SALARIO MÁXIMO de los colombianos en el sector público.

En esta disputa por el salario mínimo resolvemos por lo alto y fijamos vía referendo el salario máximo de los colombianos, en una primera propuesta 200 salarios mínimos sería el salario máximo de los colombianos.

Esto nos sigue dando una brecha desigual, pero, se une el crecimiento del salario máximo al salario mínimo.

Todos en una lucha conjunta para fijar.