miércoles, octubre 25, 2017

Grupos de solidaridad con Colombia rechazan ola de asesinatos contra líderes sociales



Los(as) Colombianos(as) y los grupos de solidaridad con Colombia en Alemania, rechazamos vehementemente los asesinatos que se han cometido a lo largo del 2017, perpetrados a pesar de la firma del acuerdo de la Habana y de las intenciones y compromisos nacionales de construir la Paz.

La ola de violencia contra líderes rurales, sociales, indígenas, misiones humanitarias y los ex miembros de las FARC no da tregua. En lo corrido del presente mes de octubre lamentamos:

1. La Masacre de por lo menos 9 campesinos en Tumaco el pasado 5 de Octubre por su oposición pacífica a la sustitución forzada de cultivos ilegales

2. El ataque a la misión humanitaria de las Naciones Unidas, organizaciones defensoras de derechos humanos y periodistas el pasado 8 de Octubre, quienes llegaron al lugar de la masacre con intenciones de esclarecer los hechos

3. El asesinato a principios de mes de Efigenia Vásquez, miembro de la comunidad indígena del resguardo Kokonuko (Cauca). Efigenia, comunicadora de radio en Kokonuko murió a manos del ESMAD cuando se realizaba un proceso de liberación de la Madre Tierra en el predio Agua Tibia. Los indígenas se encontraban en este lugar para exigirle al gobierno nacional que cumpliera lo pactado sobre la devolución de estas tierras al resguardo.

4. El asesinato de Oscar Tenorio Sunscue, quien se desempeñaba como gobernador suplente del resguardo indígena de Chinas del municipio de Páez (Cauca).

5. El asesinato de Jair Cortés, miembro del Consejo Comunitario de Alto Mira y Frontera, quien había denunciado la situación de emergencia humanitaria que viven los campesinos en la zona rural de Tumaco y Llorente por la presencia de grupos armados al margen de la Ley. Jair Cortés había denunciado reiteradamente la existencia de amenazas de muerte y el riesgo inminente que esto suponía para su vida.

6. El asesinato del líder campesino José Merlin Murillo el pasado 15 de Octubre en Cacarica, Chocó

7. El asesinato de la profesora Liliana Astrid Ramírez el pasado 19 de Octubre en Coyaima, Tolima

8. El asesinato de seis miembros del recién fundado partido FARC, cometido directamente dentro del ETCR - Aldemar Galán (Espacio Territorial de Capacitación y Reincorporación) mientras se encontraban con sus familias.

9. El asesinato de Miguel Pérez el 22 de Octubre en Tarazá, Antioquia. Miguel impulsaba el proceso de sustitución gradual y voluntaria de cultivos de uso ilícito en la zona, era integrante de la Asociación Campesina del Bajo Cauca, de la COCCAM Tarazá, presidente de la sub directiva Cañón de Iglesia, de ANZORC y del Movimiento Político y Social Marcha Patriótica.

Nos preocupa profundamente que el Gobierno de Colombia no tome medidas urgentes y efectivas para garantizar la protección e integridad de la vida de los(as) ciudadanos(as) en su lucha por la construcción de una sociedad en democracia y paz. El que se les persiga, criminalice, estigmatice y se les ataque hasta incluso vulnerar su derecho a la vida, resulta inaceptable en una nación en la que el monopolio de las armas debe ser exclusivo del estado. Resulta aún más preocupante que en algunos casos los hechos pudieran haber sido perpetrados por las mismas fuerzas de seguridad del estado o, bajo la complicidad de éstas.

Exigimos que los crímenes mencionados, así como todos los ocurridos en 2016 y 2017, sean  investigados a fondo, se determinen los responsables y sean judicializados para así acabar con la endémica impunidad del país y garantizar la no repetición. Así mismo, hacemos un llamado vigoroso a que el estado reconozca la sistematicidad del exterminio a líderes sociales en Colombia y tome las medidas necesarias y urgentes para detener este flagelo.

Solicitamos, poner a operar y garantizar la financiación de la recién creada Unidad Especial de Investigación al interior de la Fiscalía General de la Nación (Decreto 898 del 29 de mayo de 2017) cuyo objetivo es el “desmantelamiento de las organizaciones y conductas criminales responsables de homicidios y masacres o que atentan contra defensores de derechos humanos, movimientos sociales o movimientos políticos o que amenacen o atenten contra personas que participen en la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz, incluyendo las organizaciones criminales que han sido denominadas como sucesoras del paramilitarismo y sus redes de apoyo”.

No solamente se están vulnerando de manera constante los derechos de los(as) Colombianos(as), sino que se está poniendo en evidencia el incumplimiento del Acuerdo de Paz, en relación a las garantías para ejercer la oposición y la protesta para el respeto de los territorios en búsqueda de una ruralidad nueva, justa y respetuosa de las comunidades e individuos que la habitan.

Organizaciones Firmantes:
Colectivo Unidos por la Paz-Alemania
AG Bergbau und Menschenrechte in Kolumbien
Kolumbien Kampagne - Berlin
Forschungs- und Dokumentationszentrum Chile-Lateinamerika e.V. (FDCL)
Colectivo Creando Memoria
ACI (Asociación Cultural Iberoamericana) Dresden – Alemania

Comunicado Público en ocasión de los asesinatos a líderes sociales ocurridos en Octubre de 2017.