jueves, febrero 15, 2018

Siguen asesinatos de activistas en Colombia, mientras Santos promete investigar



FARC, ELN y Marcha Patriótica piden respuestas al presidente Juan Manuel Santos quien creó una comisión para “esclarecer los más de 100 asesinatos de líderes sociales”.

Las Organizaciones defensoras de los Derechos Humanos en Colombia denunciaron en el transcurso del fin de semana el asesinato tres líderes sociales y dos integrantes de la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC)

Entre las víctimas están Deriver Quintero, presidente del Comité de Deportes de la junta de acción comunal del barrio el Tarrita, en Catatumbo, asesinato que el movimiento Marcha Patrióticarepudia y para el cual pide pronta respuesta.

Orlando Grueso Obregón y Jhonathan Cundumi también fueron asesinados la noche del viernes 9 de febrero en la vereda La Soledad del municipio Guapi, en la costa Pacífica del Cauca, ambos eran líderes sociales de las comunidades del Cauca y militaban en Marcha Patriótica.

A la lista de los asesinados se suman un par de líderes sociales militantes de FARC, Víctor Alonso Sánchez y Kevin Andrés Lugo, quienes dirigían comunidades cocaleras en el Cauca y venían adelantando trabajos de sustitución de cultivos ilícitos, en el marco del Acuerdo de Paz firmado en La Habana el año pasado.

Ambos líderes hacían parte de los equipos de campaña de Ancizar Barrio, aspirante a la Cámara de Representantes por parte de la lista de los Docentes; coalición encabezada por el exalcalde Gustavo Petro.

El Gobierno de Colombia ofreció la creación de una delegación de investigación y mesas técnicas para esclarecer los homicidios de los líderes sociales y defensores de derechos humanos, que en lo que va de año sus cifras se han elevado a más de 20 muertos, sin contar los del año pasado a los que el presidente Juan Manuel Santos no les delegó alguna comisión.

Santos anunció la creación de estos equipos de especialistas durante el saludo al cuerpo diplomático acreditado en Colombia que con ello espera garantizar, a su manera, la seguridad de los activistas y crear sistemas de reacción con las autoridades colombianas.

Según el presidente son “50 equipos de investigación que ayudan a esclarecer estos y los 68 casos anteriores a 2018”.

“Las Fuerzas Militares y de Policía están haciendo presencia en todo el país, en especial en las zonas que más padecieron el conflicto, para garantizar el desarrollo, la convivencia pacífica y el progreso”, dijo Santos.

Durante el 2017 fueron asesinados al menos 73 líderes sociales, según reveló la Oficina de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia, aunque FARC y otros movimientos aseguran que para ese año se contabilizaron más de un centenar de víctimas.

Para el 2018 en dos meses existen 27 líderes sociales asesinados.

Foto: @marchapatriotica