jueves, agosto 02, 2018

Son muchas, miles, de todos los continentes. Pero en Palestina se están destacando



| Por: "El Lince” / Canarias Semanal |

De Ahed sabemos casi todo, de su madre, Narimane, casi nada. Estas son las palabras de ambas tras la liberación, está en árabe pero lo que voy a resaltar es lo que dijo Narimane "Yo, una madre, tengo una hija que ha estado en prisión y que ha estado también en la cárcel, y estando allí conocí el encarcelamiento de mi hijo, que todavía está encarcelado".

Son muchas, miles, de todos los continentes. Pero en Palestina se están destacando últimamente.

Ahed Tamimi, la segunda sonrisa de la victoria, ya está libre. Con ella su madre, que también fue encarcelada.

De Ahed sabemos casi todo, de su madre, Narimane, casi nada. Estas son las palabras de ambas tras la liberación, está en árabe pero lo que voy a resaltar es lo que dijo Narimane(minuto 2'17"):

"Buenas tardes a todos y gracias a todos los periodistas que están aquí y a todas las personas que se han tomado la molestia [de solidarizarse] por nosotras. Es un gran orgullo para nosotros estar juntos, que somos el árbol y ustedes son sus raíces, No repetiré lo que Ahed acaba de decir, sólo diré una pequeña cosa. Yo, una madre, tengo una hija que ha estado en prisión y que ha estado también en la cárcel, y estando allí conocí el encarcelamiento de mi hijo, que todavía está encarcelado.

Envío un mensaje a todas las madres y padres:

No debemos temer por nuestros hijos. Como la sal que se disuelve en el agua, nuestros hijos son la sal de la tierra. Nuestra fuerza es que existimos. Permitid que nuestros niños comiencen. Dejad que nuestros hijos hagan lo que quieran. Incluso dentro de las casas también mueren. Y fuera de las casas, también mueren. Al menos, dejadlos morir enfrentando esta ocupación para repelerla. Nuestra fe está en ellos, en sus mentes, en la mente de nuestros hijos y en nuestra causa. Nuestra lucha nacional y popular es el camino de nuestra victoria.

Gracias".

El régimen fascista de Israel se ha visto obligado a liberarlas, pero la celda que han dejado ya ha sido vuelta a ocupar. La "única democracia de Oriente Próximo", esa que defienden con ardor los demócratas occidentales, junto a sus valores, ha vuelto a llenarla. Con el apoyo de Occidente y arropándose en sus sacrosantos valores.

Darin Tator, conocida poetisa de 36 años, acaba de ser condenada a cinco meses de cárcel por un poema titulado "Resistir, mi pueblo, resístelos".

Una estrofa es el motivo más relevante de la acusación del régimen fascista de Israel contra ella, dice:

"No sucumbiré a la 'solución pacífica'
nunca bajaré mis banderas
hasta que los desaloje de mi tierra"

¿La acusación? "Alabar e identificarse con actos de violencia y terrorismo" e "incitación a través de las redes sociales". Igual os suena de algo porque en el Estado español también ocurre lo mismo.

Este es el poema completo:

Resistir, mi pueblo, resistirlos
Resista, mi pueblo, resístelos.
En Jerusalén, vestí mis heridas y respiré mis penas
Y llevó el alma en mi palma
Para una Palestina árabe.
No sucumbiré a la "solución pacífica"
Nunca bajaré mis banderas
Hasta que los desaloje de mi tierra.
Los echo a un lado por un tiempo venidero.
Resiste, mi pueblo, resístelos.
Resistir el robo del colono
Y sigue la caravana de mártires.
Destruye la constitución vergonzosa
Que impuso la degradación y la humillación
Y nos disuadió de restaurar la justicia.
Quemaron a niños inocentes;

En cuanto a Hadil, la atacaron en público,
La mató a plena luz del día.
Resiste, mi pueblo, resístelos.
Resisea el ataque del colonialista.
No prestes atención a sus agentes entre nosotros
Quién nos encadena con la ilusión pacífica.
No temas las dudosas lenguas;
La verdad en tu corazón es más fuerte,

Mientras te resistas en una tierra
Eso ha vivido las incursiones y la victoria.
Entonces Ali llamó desde su tumba:
Resiste, mi gente rebelde.
Escríbeme como prosa en la madera de agar;
Mis restos te tienen como respuesta.
Resiste, mi pueblo, resístelos.
Resiste, mi pueblo, resístelos.